Guede reconoció que pensó en renunciar tras la goleada en Serena: “Hubo algo de eso, pero lo dejo para quien estuvo en el camarín”

El DT admitió, por primera vez, que habló de dejar el puesto con Aníbal Mosa en La Portada al no ver respuesta de sus jugadores. No obstante, entre el presidente y el plantel lo frenaron y se lo refrendaron con la Supercopa. Ahora está firme en el cargo. “Uno sabe que cuando los resultados no llegan se tiene que ir o lo van a echar, pero no creía que era el momento” dijo que fue su pensamiento pasara lo que pasara ante la UC. 

Pablo Guede rompió su ostracismo casi total tras la goleada sufrida en La Serena, que sólo dejó para vertir un par de conceptos tras la obtención de la Supercopa. Y lo hizo con el programa NET de Fox Sports Chile.

Ahí, el DT de Colo Colo fue invitado y admitió que hubo un amago de renuncia en el vestuario de La Portada luego del 4-1 que les propinó el conjunto granate al no ver respuesta de sus jugadores y que terminó siendo frenado por Aníbal Mosa. “Hubo algo de eso, pero lo guardo para los que estuvimos ahí dentro del camarín”, aseveró brevemente para luego agregar que de ese momento a ahora, “cambió que Colo Colo tiene una copa más, que no había ganado nunca, y ahora a trabajar para pensar en Antofagasta. Esto es día a día. Tener la suerte de ganar dos títulos con Colo Colo en un año me llena de alegría. Uno no se ganaba hace 20 años y otro no se había ganado nunca. Después que la cuenten como quieran”.

“Hubo otros momentos peores, en San Lorenzo, cuando estuvimos seis partidos sin ganar y jugábamos contra Belgrano en casa. En 20 minutos perdíamos 2-0 y terminamos ganando 3-2. Pero hicimos una muy buena semana de trabajo, no por mí sino por los jugadores, que trabajaron de forma excelente, con unas ganas y una intensidad muy buena”, abundó.

Ahora, ya viendo que tiene respuesta de sus dirigidos y que cuenta con piso dirigencial, aseveró que si perdía la Supercopa “no se me pasó por la mente que me podía ir. Uno sabe que cuando los resultados no llegan se tiene que ir o lo van a echar, pero no creía que era el momento. Siento el respaldo del presidente, de los chicos de la Corporación. Al final, ¿qué semana es tranquila?”.

Y de las polémicas y los trascendidos de prensa prefirió no opinar. “No voy a entrar en eso. Cada uno tiene el derecho de decir y opinar lo que quiera y en su conciencia estará si es verdad o mentira o con la intención que lo hace. Cuando estoy complicado, me aferro al trabajo y a la respuesta de los jugadores. No hace daño quien quiere, sino quien puede. Y cuando ves la respuesta que tuvieron estos jugadores tras perder con Serena no queda otra que decirles ‘muchachos, uno se va de acá siendo campeón’. Es así. No crecería como entrenador si no creyera que hice cosas mal. La autocrítica es fundamental y a veces me autoexijo demasiado, porque creo que soy responsable de un montón de cosas. Cambiaría muchas cosas que pasaron y cuando termine esta temporada tendré que cambiar otro montón”, recalcó

Finalmente, comentó de su relación con algunos de los más grandes que “no quiero dar mi visión con respecto a lo que dicen los medios. Que cada uno cuente la historia que quiera contar y como la quiera contar. En el plantel no hubo ninguna pelea que haga que se rompa el camarín. Siempre declaré lo mismo: no tengo problemas con los jugadores, no me peleé con Barroso, no nos agarramos a puños. Y me abracé con el Mago, con Esteban (Paredes), con Pajarito (Valdés), con los chicos, que también sufren, como Gabi Suazo, Vilches. Ese abrazo refleja el sentir de todo el grupo. Este grupo está más unido que nunca. Dicen que Mosa no le da más bola a Guede porque no lo dejaron echar a Fierro. Y después dicen que manejo todo. Entonces, ¿cómo es? Me hago cargo de todas las decisiones que tomo, pero sólo de esas”.

  • PROXIMA FECHA

    VS

    DOMINGO 28 DE OCTUBRE / 17:30 HORAS

    BICENTENARIO DE LA FLORIDA

  • ULTIMO PARTIDO
  • Ex-Albos en RedGol

    Tienda Dale Albo

    loading widget